Bienvenido al sitio web de Schneider Electric

Bienvenido a nuestro sitio web.

Puedes elegir otro país para ver sus productos disponibles o ve a nuestro sitio web global para ver la información de la empresa.

Selecciona otro país o región

    • Presentamos una estrategia para tener un centro de salud rentable y ofrecer un entorno agradable al paciente

    Default Alternative Text
    Una infraestructura tecnológica inteligente construye eficiencia en toda la organización.

    Las Naciones Unidas pronostican que la cantidad de personas de 60 años o más –hoy 841 millones– aumentará a 2000 millones para 2050. El solo número de pacientes que necesitarán atención médica representará una carga adicional para los centros de salud, que ya lidian con presupuestos acotados y falta de recursos.

    Lo que vuelve aun más complejo el desafío que enfrentan las organizaciones de atención de la salud es el hecho de que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el 40% de los recursos empleados en ese sector se desperdicia, en parte debido a procesos y sistemas anticuados. Hoy existe un conjunto de soluciones tecnológicas avanzadas para mejorar la atención al paciente y controlar los costos operativos; pero el sector de la salud está atrasado en la implementación de algunas de esas soluciones.

    Infraestructura tecnológica inteligente: un cimiento para la eficiencia
    Mediante tecnología de comunicación de información, así como de protocolos de comunicación inalámbrica y móvil, la infraestructura tecnológica inteligente incorpora eficiencia en toda la organización. La infraestructura, que actúa como sistema nervioso central del hospital, integra y posibilita las comunicaciones entre sistemas dispares, como los de alimentación, administración de edificios, seguridad e informática. Cuando los sistemas del hospital pueden "hablar" entre sí, la infraestructura completa es más sólida y emplea todos los recursos eficazmente.

    8 Beneficios de una Infraestructura Inteligente para el Cuidado de la Salud
    En muchos países, los pacientes tienen la opción de elegir sus centros para tratamiento, por lo que los hospitales deben competir. La experiencia general del paciente depende de muchos factores, como la atención del personal médico, el servicio de catering, el servicio de mucamas y mantenimiento, y las instalaciones. Una infraestructura tecnológica inteligente, que emplea comunicaciones inalámbricas, mejora la experiencia general del paciente y aumenta la eficiencia del hospital gracias a las siguientes características:

    1. 1. Permite que el personal médico acceda a la historia clínica del paciente desde cualquier lugar para tomar decisiones fundadas
    2. 2. Posibilita que el personal de enfermería reaccione sin demoras ante las necesidades del paciente
    3. 3. Garantiza el confort del paciente mediante el control personal de la iluminación, la temperatura y las cortinas de la habitación, entre otras variables
    4. 4. Satisface el deseo del paciente de comunicarse con familiares y amigos por correo electrónico u otros servicios web
    5. 5. Aumenta la productividad del personal reduciendo el tiempo necesario para gestionar sistemas y hallar equipos
    1. 6. Promueve la eficiencia energética controlando y monitoreando las fuentes de energía
    2. 7. Permite reducir los gastos de capital en dispositivos, cableado y puesta en marcha para nuevas construcciones o actualizaciones
    3. 8. Reduce los gastos operativos mediante la disponibilidad de redes confiables, la escalabilidad, y el diagnóstico y la reparación de los sistemas sin demoras

    Sistemas de Racionalización
    Para desarrollar plataformas eficaces y económicas para infraestructuras tecnológicas inteligentes, los hospitales emplean tanto tecnologías existentes como nuevas. Asimismo, muchas organizaciones del sector de la salud aplican el concepto de "lean thinking" (pensamiento ajustado) para aumentar la eficiencia. La noción de "lean", desarrollada por Toyota, consiste en contar con los componentes justos en el lugar y el momento justos, y en las cantidades justas, al tiempo que se minimiza el desperdicio y se admite el cambio. Por ejemplo, combinar el enfoque lean con el modelado de información para la construcción (BIM) en un nuevo proyecto de construcción puede reducir costos, acortar cronogramas y aumentar niveles de calidad.

    Estrategias de inversión
    Una infraestructura tecnológica inteligente mejora la atención al paciente y los resultados, pero cuando investigan en soluciones de esa clase, las organizaciones del sector de la salud suelen enfrentar obstáculos:

    • La falta de financiación o las dificultades para generar capital plantean interrogantes respecto de quién va a cubrir el costo de las mejoras. En el caso de inversiones en pequeña escala, conviene documentar el ROI financiero antes de presentar propuestas al Director financiero o Director ejecutivo. En el caso de proyectos de eficiencia a gran escala, los contratos de rendimiento energético proporcionan un medio para el fin buscado cuando no se cuenta con capital inicial. Cuando se recurre a la financiación de terceros, con una parte de los ahorros energéticos se cubre el costo del proyecto.
    • Ante la falta de conocimientos o competencias dentro de la organización de salud puede ser necesario contratar a un especialista externo que investigue y adopte las nuevas tecnologías, y que promueva su comprensión. Esas competencias son clave para obtener buenos resultados en el diseño, la implementación, la capacitación del personal y la evaluación continua.

    Con el diseño y la planificación adecuados, la infraestructura tecnológica inteligente le brindará valor al hospital mediante una mejor atención al paciente y menores costos operativos.

    Descubra cómo mejorar la experiencia de los pacientes y la salud financiera del hospital: Descargue "Impacto de la infraestructura de tecnología inteligente en los costes de operación y atención a los pacientes de un hospital".
    Más información